Sáb. Jul 2nd, 2022
  •  Miles de universitarios salieron a marchar por la autonomía y un presupuesto digno para la UdeG
  • La batalla para que el gobierno estatal devuelva los 140 millones se transformó en la lucha de la dignidad de todos los universitarios y de todos los jaliscienses ante la falta de división de poderes, recalcó Villanueva

El Rector General de la Universidad de Guadalajara Ricardo Villanueva Lomelí, aseguró durante la megamarcha que las universidades son incómodas para los poderosos e insoportables para los gobiernos autoritarios, que preferirían que la sociedad no tuviera voz.

“Las universidades siempre hemos sido incómodas para los poderosos e insoportables para los autoritarios, somos insoportables para Enrique Alfaro. El mundo ideal de un gobernante autoritario, sería que todos obedecieran el tronido de sus dedos, que todos los halagaran, que todos les dijeran que el mundo es maravilloso gracias a sus decisiones, y que todos los que disienten de su visión no tuviéramos voz y no hubiera oídos para nosotros. Afortunadamente, ese mundo ideal de los autoritarios sólo existe en su pequeña imaginación y aquí estamos muchas voces y cientos de miles de oídos escuchando a la institución que es la razón de Jalisco y que es el corazón de león de todos los jaliscienses”, exclamó durante su discurso en la megamarcha universitaria.

Villanueva Lomelí añadió que la UdeG ha sido catalogada como el enemigo público número uno del gobierno estatal, que ha manipulado a los demás poderes de la entidad para atacar a esta Casa de Estudio que en los últimos dos años se abocó a ayudar a la sociedad durante la pandemia (con personal de salud y voluntarios) y que ha llevado educación a toda la entidad.

Añadió que “Lo que hicimos los universitarios para ser los malos de la película fue levantar la voz ante la violencia que se vive en Jalisco, por indignarnos ante las desapariciones que padecemos todos los días, por marchar por tres jóvenes que sacaron de su casa en la madrugada y nunca volvieron a ver a sus familias, por no permitir que los intereses económicos y políticos fueran más y fueran por encima de la salud de los jaliscienses durante la pandemia, y por defender la legalidad, por defender la división de poderes y defender 140 millones de pesos para el museo más importante que se está construyendo en México”.

Anunció que la batalla para que el gobierno estatal devuelva los 140 millones se transformará a partir de hoy en la lucha de la dignidad de todos los universitarios y de todos los jaliscienses ante la falta de división de poderes y ante el sometimiento de los partidos políticos a cambio de dinero para obras.

Durante su intervención, el Secretario General del Sindicato Único de Trabajadores de la UdeG, Jesús Becerra Santiago, dijo “no estás solo, rector general. Gracias a la autonomía de la UdeG estamos hoy aquí exigiendo con libertad que se escuche nuestra voz. Para que le quede claro al gobernador cada ataque a esta comunidad tendrá digna respuesta de quien se sabe estar defendiendo una causa justa y por estar del lado correcto de la historia”.

El Secretario General del Sindicato de Trabajadores Académicos de la UdeG, Jesús Palafox Yáñez, afirmó que esta Casa de Estudio, “durante 32 años, se ha constituido como la mejor universidad de México, con presencia en todo el Estado” y que los universitarios se reunirán las veces que sean necesarias para “defender el futuro” de esta institución, indicó.

“Estamos presentes y por eso, con mucha dignidad, estamos aquí; quienes no están son los políticos escondidos en el Congreso y algunos en el Poder Judicial. A los estudiantes de la UdeG los retos nos movilizan”, externó el Presidente de la Federación de Estudiantes Universitarios, Francisco Javier Armenta Araiza.

En el templete principal el Rector General estuvo acompañado por el Consejo de Rectores, algunos exrectores de la UdeG, diputados federales y estatales, y diversos funcionarios de la Red Universitaria.

 

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.